En un mundo hostil se necesita cariño. Hugvie al rescate

Y si se pueden soltar unos billetes, globalización mediante, ya tenemos el enésimo mongogadget de la temporada.

Fíjese usted, que viendo la primera imagen, pensé que se aplicaba al sobaco, al ombligo, o en su defecto, en otros orificios menos nobles y dignos. Pero no. El tecnotrasto en particular al que nos referimos en esta techie-geek-entrada tiene un tamaño considerable. Digamos que tiene la misma escala y volumen aproximado a una vaina invasora de otros planetas.

En fin, si usted tiene la desgracia o inconveniente de que su pareja se encuentra a dos metros o más de distancia y le echa de menos cuando le toca la oreja u otro apéndice. O el corazón, alma, páncreas, bazo o cualquier otro órgano interior (físico o metafórico) ya sabe lo que ha de hacer.

Todos necesitamos cariño. Todos. Incluso los psicópatas, aunque les cueste horrores hacerse entender y al final lo expliciten de manera harto retorcida e incómoda para desasosiego de quienes compartimos sus arcanos desvelos.

¡Cuidadín! Desde aquí, nos oponemos a los recortes de la Sanidad Pública promocionados y aclamados hasta el éxtasis justo y necesario de nuestros próceres institucionales.

Ojo. Pedazo negocio. sí. Pero creemos firmemente que llegando a los 6.000.000 de parados es hora de plantar cara con un pedido estatal en número igual o superior de Hugvies (cuidado que tiene bemoles el nombrecito del bizarro invento).

Evidentemente hacer un pedido más que generoso tiene su evidente y obvia explicación. Todos sabemos que estos aparatos tienden a venir con algún lote defectuoso o se les somete a todo tipo de usos imprevistos por parte de los afortunados poseedores del sorprendente adminículo. De tal manera es este urgente planteamieneto de estrategia sociológica y democrática, que la nación en su conjunto podrá sentirse consolada en toda su extensión, sin demora alguna .

¡Viva la paz social! ¡Abajo los momentos tristes! ¡Hágase fan!

– – – – – – – – – –

Insertar copia aquí de la entrada de Genbeta

1 de mayo de 2012 | 12:53

Hugvie, un cojín para sentir los latidos de tu pareja cuando habláis por el móvil

Matías S. Zavia

Imagen

Los japoneses son pioneros en llevar la tecnología háptica a un nivel escalofriante. Esta vez nos presentan el Hugvie, una suerte de robot-cojín con forma de bebé pensado para achuchar cuando hablamos por teléfono con un ser querido. La magia del Hugvie empieza cuando le enchufamos nuestro teléfono. Un par de vibradores reproducen el latido de un corazón, que será más rápido o más fuerte dependiendo del volumen y el tono de voz de la persona con la que hablamos. Lo mejor es verlo en acción, con un par de japoneses abrazándolo y hablándole al oído:

Se trata del último Telenoid del profesor Hiroshi Ishiguro, todo un personaje que se hizo famoso por fabricarse un robot idéntico a sí mismo. Según su creador, es un modelo básico de lo que quieren llegar a hacer: un robot igual de achuchable, con más motores y más sensores, que pueda reproducir los abrazos del que está al otro lado. El Hugvie se puede comprar en la japonesa Vstone por por 3990 yenes, cerca de 38 euros.

Quién sabe, a lo mejor es el regalo ideal para una novia a distancia. Por lo menos la intención es buena.

http://www.xatakamovil.com/futuro/hugvie-un-cojin-para-sentir-los-latidos-de-tu-pareja-cuando-hablais-por-el-movil

– – – – – – – – – –

La entrada de Genbeta tiene la etiqueta Futuro. No hemos avanzado gran cosa la verdad…
Para muestra unos prototípicos personajes populares que no necesitaban fundirse los dineros es semejantes aperos de consuelo. Con tener un vasto conocimiento del medio en el que se desenvolvían era suficiente. Si hasta eran guías profesionales. Hay que ganarse la vida, amigos.
Finalmente permítanos saber su opinión. Conteste con sinceridad al siguiente cuestionario.
Anuncios

Acerca de Sr. Bizarro

A strange human being.
Esta entrada fue publicada en La vida es asín, Sin pies ni cabeza. Eso si. vamos de culo, Tecnobostas y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s